De acuerdo a lo manifestado por el Ministerio de Educación de la provincia, el ausentismo escolar – docentes y asistentes escolares- se redujo luego de que comenzaron las auditorías a los certificados médicos.

  Luego de que el Ministerio de Educación de la provincia constatara irregularidades en la emisión de certificados médicos para licencias, comenzaron a realizarse periodica y sistemáticamente auditorías médicas, adminsitrativas e informáticas para frenar este tipo de situaciones.

  Tal es así que en dos años los pedidos de liencia han mermado considerablemente. “En el primer semestre del año el ausentismo escolar – que incluye a docentes y asistentes escolares- se encuentra por debajo de los dos dígitos, exactamente en 9,3% que comparado a lo que teníamos hace dos años que era alrededor del 18% es una merma del 50% en la cantidad de licencias solicitadas”, manifestó Pablo Fernández, subsecretario de Recursos Humanos de ese ministerio.

  En ese sentido mencionó que “desde el año pasado llevamos a cabo una serie de medidas de manera sistemática y sostenidas en el tiempo: uno es el control médico tanto en domicilio como en consultorio; la segunda es el trabajo mancomunado con el Colegio de Médicos; hemos tenido tambuién auditorías administrativas desde la división general de Recursos Humanos y auditorías informáticas de Recursos Humanos de la provincia. Del entrecruzamiento de datos y seleccionando qué personas había que visitar y cuándo nos ha llevado a este resultado”.

  Por úlitmo destacó que “es un grupo muy pequeño de docentes y/o asistentes escolares que abusan del sistema. La gran mayoría pide licencia cuando se enferma, es un grupo muy, muy pequeño, no es todo el colectivo”.