Casi un centenar de intendentes de todo el país quedaron procesados por la causa de Gestión Integral de Residuos Sólidos Urbanos, entre ellos, el mandatario local.

  Luego de recibir la correspondiente notificación, el intendente brindó una conferencia para todos los medios de prensa en la mañana de este viernes y habló de todo.

  “Después de la indagatoria, lo que se estaba esperando es el tema de la resolución en primera instancia que tenía que tomar el juez, aclarando que esta es una causa que involucra a muchos intendentes y otros funcionarios y que obviamente no la maneja el juez en forma directa, sino que lo hace a través de sus secretarios”, comenzó señalando Almada.

  “Dentro de las alternativas que se podían manejar con esta primera resolución, que es una resolución provisional, existía la posibilidad de que se pidiera el procesamiento. Procesamiento es el primer paso como para en una etapa posterior hacer lo que es un juicio. No obstante ello, hay una etapa previa, que es la que tenemos que transitar ahora, que es la de la apelación. Apelar significa que, contra la resolución del juez, uno tiene que argumentar que está en desacuerdo y otra Cámara es la que resuelve si esa argumentación es suficiente como para dar continuidad o no a la cuestión judicial”, profundizó.

Luego de la declaración, eran optimistas de caras al futuro…

“Y seguimos siéndolo, porque tenemos en claro de que más allá de una demora en el tiempo o alguna cuestión administrativa, hay cuestiones que son muy claras y que fundamentalmente la gente conoce. Todo el ciudadano de El Trébol sabe que la planta está y que está funcionando. Que el dinero que se ha recepcionado para este programa se ha utilizado para lo que se tenía que utilizar”, explicó el intendente.

  “Y es más, nosotros hemos sobre rendido y creo que es importante repetir los números y las cifras. En su momento, recibimos $2.037.800 y produjimos dos rendiciones: Una inicial de poco más de $2.555.000 y otra siguiente de algo más de $2.400.000. Es decir que, en total, casi $5.000.000, lo que implica que el municipio aportó más del 60% y el aporte del gobierno nacional en su momento fue del 40%”, agregó.

  “Pero hay un dato más. Un elemento que mantuvimos en reserva, porque justamente fue posterior a la declaración que nosotros hicimos, y es que tuvimos una nueva inspección del ministerio de Medio Ambiente, actualmente secretaría, con una constatación de personal técnico”, dijo Fernando.

  “En ese informe, hace todo un detalle de la inspección, en relación al convenio que se había firmado, y para termina diciendo que ‘Por lo expuesto, se deja constancia que se ha dado cumplimiento a los ítems solicitados del convenio marco del expediente de referencia’. Esto fue el 10 de octubre del año pasado. Es decir, ese día, el propio ministerio corroboró que nosotros habíamos cumplimentado con todo lo que estaba previsto en el convenio”, se explayó con una importante revelación.

  Seguidamente, el máximo exponente del Ejecutivo local expresó: “A todas las argumentaciones que hemos presentado, no les han dado la importancia o la profundidad que nosotros queríamos que se les de. Es una causa muy grande y en la que no sabemos cual es el análisis pormenorizado o individual que se le da a cada situación. Por lo que uno ve, hay una especie de resolución bastante genérica, donde se engloba a la mayoría de los municipios en el mismo concepto”.

Absoluta tranquilidad

“Desde lo que significa la obra, la inversión de los fondos, estamos absolutamente tranquilos y podemos mostrar y demostrar, tanto con documentación, como con la realidad, que los recursos recibidos se han destinado para lo que se tenían que destinar. Que se sobre rindió por más del doble de lo que realmente habíamos recibido y que tenemos una constancia del propio ministerio/secretaría de que la obra está concluida satisfactoriamente”, remarcó el Almada.

  “En los próximos días, vamos a estar difundiendo algunos de los registros gráficos y fílmicos que tomamos en su momento con la gente que vino del ministerio, donde realmente valoran y destacan la calidad de lo que es la obra de la ciudad de El Trébol”, sentenció.

¿Piensan que el tema fue que no se realizó la obra en tiempo y forma?

“Hay alguna cuestión que tiene que ver con eso, más allá de que nosotros teníamos un pedido de prórroga, que es el trámite administrativo que se hace cuando uno no puede cumplimentar en determinado tiempo la ejecución de una obra. Ese período para nosotros siempre estuvo vigente porque nunca recibimos una contestación en contrario. Es más, en el año 2017 y en función de ese pedido de prórroga, a nosotros se nos consulta respecto de la situación de la obra y nosotros terminamos cumplimentando. Hay cuestiones que por ahí escapan al conocimiento que nosotros podamos tener respecto de cuáles son los análisis que se hacen”, afirmó el intendente.

  “Sabemos que el funcionario público tiene una responsabilidad y que tiene que responder, en primer lugar, ante la sociedad, que es lo que hacemos permanentemente y si corresponde, como en este caso, ante la justicia. Más allá de eso, obviamente que no estamos acostumbrados, ni tenemos un ejercicio de estas cuestiones. Por la magnitud de lo que significa un juzgado federal y por la magnitud de esta propia causa, uno no puede saber cual es el grado de atención que realmente le ponen a cada situación en particular”, especificó.

  “Uno quisiera creer que se le pone la seriedad y la responsabilidad que corresponde, porque acá estamos hablando, no solamente de si se hicieron o no se hicieron, bien o mal determinadas cuestiones, sino que se está hablando de la responsabilidad funcional, del honor de las personas y de otras cuestiones que uno espera que realmente quienes tienen a su vez la responsabilidad funciones de juzgamiento, lo hagan con la seriedad que corresponde”, añadió.

¿Creen que existe alguna intencionalidad?

“No podemos negar ni desconocer el trasfondo y el contexto político en el cual se manejan todas estas situaciones. Si hay alguna intencionalidad de, como se dice vulgarmente, ‘buscarle el pelo a la sopa’, seguramente se le va a encontrar. Cuando uno tiene la intencionalidad de mirar algo con una buena perspectiva lo hace de una manera y si le quiere encontrar el defecto se lo va a encontrar”, sostuvo Almada.

  “No es ingenuo tampoco que la resolución haya salido en este momento. Sabemos todo lo que pasa. Lamentablemente, nos toca vivir una etapa de oscurantismo político en nuestro país y uno no puede tener determinadas certezas o confianzas respecto del accionar de la justicia. Pero bueno, nosotros estamos a disposición, demostrando con hechos, con datos y con elementos nuestra verdad, que no es solamente nuestra verdad, sino que es una realidad objetiva”, acotó.

Mensaje a la oposición

  “Hoy nos toca estar en esta situación, que por supuesto vamos a transitar como siempre con la mayor entereza posible, con el trabajo conjunto y con el apoyo de toda nuestra gente, sabiendo también y ojalá me equivoque y haya un nivel de dignidad distinto en nuestra ciudad en materia política, que esto va a ser o puede ser utilizado con fines para tratar de generar mayor desinformación, mayor problemática, tratando de sacar algún tipo de provecho y tratando de utilizar la situación también para contarle a la gente cosas que no son ciertas”, manifestó el intendente.

  “Esperemos que esto no suceda, que la oposición esté a la altura de las circunstancias o de la realidad política de nuestra ciudad, que todo el accionar de la justicia actúe por lo que tenga que actuar y realmente se cumpla con el fin que se tiene que cumplir, que es dictar el fallo justo”, resaltó.

¿Cómo sigue la situación?

“Hay un plazo de apelación que es en el transcurso de la próxima semana. Para lo que no hay plazo después es para que la Cámara resuelva respecto de esa apelación. Seguramente, van a pasar muchos meses después para que determine si la acepta o no”, concluyó Almada.