El gobierno identificó unas 400 escuelas del centro norte santafesino, donde se retomarán las actividades de manera semipresencial.

  La provincia dio un paso más en torno al inicio de las clases en el territorio santafesino. La ministra de Educación, Adriana Cantero, anunció que, en principio, el retorno a las actividades será a mediados de agosto en 400 escuelas, aunque Rosario todavía no está incluida en la nómina. Además, destacó que se está terminando de planificar un dispositivo con criterios sanitarios específicos.

  La referente de la cartera educativa detalló también que las instituciones en cuestión pertenecen al centro norte de la provincia y que la decisión responde a un criterio de gradualidad. Básicamente, se trata de escuelas rurales que formarán parte de esta primera etapa del regreso a las aulas de manera semipresencial.

  Los establecimientos pertenecen a “aquellas localidades no impactadas por el Covid-19”, dijo Cantero antes de remarcar: “Nuestro concepto de trabajo es el de burbuja comunitaria; se trata de poblaciones donde no hay demasiado acceso a la conectividad y además no están impactadas por el Covid-19”.

  Por otro lado, una de las cuestiones que el Ministerio de Educación tomó en cuenta es que los pobladores de las comunidades donde se encuentran las escuelas que reiniciarán el ciclo escolar “no se trasladan de una localidad a otra”. Y este dato incluye a docentes y alumnos.

  Respecto de los protocolos a adoptar, el regreso a la actividad será primero con grupos prioritarios e incluirá la “semipresencialidad con rutinas de higiene y sanidad indispensables y orientaciones pedagógicas específicas para este momento”, destacó la funcionaria al mostrarse cauta: “Siempre y cuando todo siga como hasta ahora, mirando el día a día en función del dinamismo del virus”.

  El retorno de la educación más formal viene siendo objeto de debate a nivel nacional. De hecho, frente a los contrapuntos entre las posiciones oficiales y las de los representantes gremiales del sector docente local en relación a los tiempos y a la metodología que se utilizará para el regreso a clases en la provincia, Cantero remarcó con contundencia hace algunos días que ese regreso sería definido por las autoridades sanitarias.

  Es más, el pasado 14 de julio el ministro de Educación, Nicolás Trotta, había señalado, luego de un encuentro por videoconferencia con nueve gobernadores (entre ellos el de Santa Fe, Omar Perotti), que en la provincia “se está hablando de un regreso a clases presenciales en las localidades más pequeñas, de manera gradual y escalonada, en algún momento del mes de agosto, siempre en zonas, pueblos y regiones donde la situación epidemiológica lo permita, priorizando la salud, cumpliendo con los protocolos que impone el Consejo Federal” .

  Las autoridades ministeriales remarcaron ayer que durante la primera quincena del mes próximo se trabajará en la “preparación y capacitación del personal docente y de los auxiliares escolares respecto de los nuevos protocolos en base a recomendaciones pedagógicas”.

  Los estudiantes y el personal que cumple tareas en las escuelas que volverán a las clases viven en poblaciones que “no han sido impactadas por el Covid y están en zonas muy aisladas, donde es difícil trabajar en la distancia, porque además carecen de recursos tecnológicos”, insistió Cantero por LT8 previo a enfatizar que “la semipresencialidad incluirá rutinas de cuidado de la salud y metodología acorde a esa posibilidad de organización”.

  Por último, a la hora de expresar su parecer sobre el desarrollo del sistema educativo en los 127 días que lleva la cuarentena, dijo: “Reaccionó bien frente lo imprevisto e inédito, y cada uno de sus integrantes realizó un enorme esfuerzo por mantener el vínculo pedagógico, cuestión que merece ser puesta en valor mientras permanecemos en la búsqueda de la mayor sistematicidad posible”.

Reunión

Las autoridades provinciales mantendrán hoy, a las 9.30, un encuentro con los responsables de los gremios docentes para analizar cuestiones vinculadas al regreso a la escuela. Así, lo ratificó la ministra de Educación, Adriana Cantero, quien dijo que la convocatoria incluye a Amsafé, UDA, Amet, UPCN y ATE. “Hay mucho que conversar”, dijo.

Fuente: La Capital