La Federación Santafesina de Fútbol comienza a delinear el futuro de las competencias en la provincia. La Copa Federación ya tiene fecha para el 2022 y la rama femenina tendrá su primer torneo de este certamen. Hay expectativa por una nueva edición del campeonato que reúne a los grandes de la provincia y las ligas del interior.

  Con el reinicio de las diferentes ligas en la provincia y todos los torneos en marcha, la Federación Santafesina de Fútbol ya piensa en el futuro de las competencias que cobija bajo su ala. Por primera vez se disputará la Copa Federación femenina, mientras que el torneo masculino tiene inicio entre el mes de enero y febrero del año próximo. A su vez, desde el organismo aguardan el ok de la Casa Gris para contar con el apoyo económico y lanzar una nueva edición de la fabulosa Copa Santa Fe, el campeonato que pone cara a cara a los grandes de la provincia con los clubes de todo el territorio. “Ya presentamos la carpeta ante el gobierno. Habrá que hablarlo en las próximas reuniones que tengamos para ver si en marzo del 2022 la volvemos a realizar. Cuando dialogamos con los funcionarios nos afirman que la intención es organizarla”, adelantó Carlos Lanzaro, presidente de la entidad, en contacto con este medio.

Hay decisión y la situación sanitaria da un aval. Y eso ya es toda una señal para empezar a pensar en las copas provinciales. Sin ir más lejos, la Copa Federación se encuentra en plena definición. Si, aunque muchos lo hayan olvidado y después de un año y medio, la edición 2020 está a punto de finalizar. Los duelos decisivos habían sido suspendidos a mediados de marzo del año pasado y este último domingo 19 de septiembre se pusieron en marcha los últimos mano a mano. En la final de ida, Studebacker de Villa Cañás venció 3 a 0 como local a Juventud Unida de Humboldt y se espera la revancha, prevista para el 24 de octubre. “De a poco estamos volviendo al ritmo”, se entusiasmó Lanzaro.

  De esta forma, desde la Federación ya confirmaron que la edición 2022 – aún no tiene fecha oficial – será entre fines de enero y principios del mes de febrero. Y la posibilidad que toma más fuerza es que se realice con la misma cantidad de equipos que ediciones anteriores. “Debemos resolver si se va jugar la Copa Santa Fe porque dependiendo de eso están las clasificaciones, hay equipos que ya tienen su cupo a la Copa Santa Fe entonces no es conveniente que juegan la Copa Federación porque le sacan el pasaje a su liga”, aseguraron.

  Con el impulso de la Copa Santa Fe, certamen que fue ganando protagonismo en los últimos años, desde la máxima entidad del fútbol provincial contaron que debieron repensar estrategias para organizar una competencia con mayor atractivo para los clubes, fundamentalmente porque se trata de un producto netamente propio de los clubes de las ligas. “Antes era difícil encontrar equipos que quieran participar, ahora vemos que hasta hay eliminación para poder jugarla. De a poco le vamos buscando la vuelta para que sea interesante y que la gente sienta el incentivo de ir a ver partidos de conjuntos de diversas ligas. Y sobre todo al comienzo, cuando el año recién comienza. Sirve como plus, porque quienes juegan la Copa Federación y avanzan de instancias, al arrancan los torneos locales tienen otro rodaje”.

  En la misma línea de conceptos, pero virando la mirada al fútbol femenino, la máxima autoridad del fútbol santafesino adelantó que por primera vez las mujeres tendrán participación en la competencia. “Vamos a organizar una Copa Federación Femenina porque disponemos de un dinero de Coprode donde definimos que para las chicas puede ser un incentivo”, anunció.

  De acuerdo a lo que aseguró el máximo referente del fútbol provincial, se disputará este año y, luego, se analizarán los cronogramas de AFA ante la necesidad de adaptarse a los mismos considerando que las próximas competencias clasificarán a las los nacionales.

 Por su parte, Lanzaro festejó el crecimiento del fútbol femenino en los últimos años, un nuevo impulso que fue atravesando la provincia a pesar de la crisis sanitaria de 2020. “Hay que tener en cuenta que la última temporada jugamos el torneo con 7 ligas, y este año ya son 15 de 19. Entonces hay casi un pleno en la provincia. Y eso es bueno porque a pesar de la pandemia se continuó trabajando y creciendo”.

Una apuesta a la Copa Santa Fe

Sin la confirmación aún de la realización del certamen para el año próximo, desde la Federación ratificaron las ganas de volver a la competencia más federal de la provincia. Es que a decir verdad, la Copa Santa Fe adquirió un condimento especial no sólo por los incentivos económicos que les da a quienes avanzan de instancias, sino por contar con la condición de enfrentar a equipos de diferentes categorías, desde clubes de ligas hasta los de ascenso y primera división.

  “Uno piensa y sueña. Recuerdo que cuando armamos el torneo de esta forma empezamos, lo pensamos como algo chiquito. Tuvimos el acompañamiento de los equipos de primera división. Y Luis Spahn, presidente de Unión, me planteó la idea de hacer algo similar a la Copa Argentina pero a nivel provincial. Fue tal el éxito que luego se replicó a diferentes deportes. Ver la fiesta que se arma en cada lugar es muy lindo. El fútbol está en cada rincón de la provincia. Vemos que se disfruta muchísimo”, concluyó Lanzaro.